Back to the top

queso

Ahora que los intercambios, las posadas, y los grandes banquetes están por llegar, en Président te diremos cómo hacer notar tu buen gusto al momento de compartir los alimentos, de la mano de nuestros productos que denotarán elegancia y que eres poseedor de un paladar educado, simplemente harás la diferencia.

Para los festines navideños hay que tomar varias cosas en cuenta antes de comenzar a organizar las platillos a servir, puesto que suelen ser reuniones públicas donde asisten invitados de diferentes rangos de edades y de gustos muy diversos. Para ello hay que hacer previamente una lista del número de invitados para hacer un buen cálculo en las porciones, así como para variar el menú y que éste se acople con algunas variantes.

A continuación te recomendaremos algunas de nuestras recetas ideales para estas fechas, al igual que nuevas sugerencias para que explores tu lado más creativo al momento de ser anfitrión.

Entradas:

  • Una charola de quesos frescos, aderezados con salsas frutales, ideales para bebidas como el clericó, el vino rosado con nieve de limón, o jugo de uva bien concentrado (este último ideal para el paladar de los niños).
  • Nuestro hojaldre de queso Brie Président con rajas, ideal para invitados con buen gusto.

Cenas:

  • Puedes abrir la cena con un delicioso caldillo de queso.
  • En segundo tiempo, como plato fuerte te recomendamos el pastel campesino con papas y Camembert Président.

Canapés:

Para cerrar con broche de oro hay dos opciones de canapés idóneos para despedir la noche:

  • Canapés salados con queso Camembert Président y chapulines estilo oaxaqueños, con salsa de mango.
  • Canapés dulces acompañados de Camembert Président y frutos rojos o del bosque, con una hoja de albahaca .

Ahora sí que estás listo para cerrar el año con broche de oro. Recuerda que comer va más allá de sentarse en la mesa y decir provecho, es un acto que se hace con el corazón.

 

En Francia, al igual que en México, están acostumbrados a utilizar dichos, proverbios o refranes, para referirse a de manera metafórica a aspectos específicos y curiosos de la realidad, por lo que “Avoir une faim de loup”, que en francés quiere decir: “tener un buen lobo hambriento”, los mexicanos lo interpretaríamos de la siguiente manera: “no buscarle tres pies al gato”. Nos referimos a que hay que hacer de lo común algo diferente; seguir las reglas pero con estilo, como todo en Président. Por ello te presentamos todos los procesos que atraviesa cada uno de nuestros quesos antes de llegar a tu mesa.

Paso 1

Existen tres elementos esenciales para una producción de queso exitosa, éstos componentes aparecen de manera natural y provienen de distintas partes del cuerpo de las vacas, ovejas o cabras, según sea el caso.

Fermentación láctica

Son microorganismos que se generan en la leche cruda natural antes de ser procesada, generando consigo levaduras y mohos que transforman la lactosa de la leche en ácidos lácticos, que éstos a su vez ayudan a la coagulación de la caseína.

1.2 Cuajo

Se trata de un líquido, identificado como encima, de origen animal, que se encuentra justo en el estómago de los terneros y cabras. Éste proporciona los elementos necesarios para que la leche pueda servir para la hechura de otros productos lácteos como quesos, mantequillas y demás derivados.

1.3. Formulación del penicillum (hongos)

Estos filamentos, mejor conocidos como hongos, se forman dentro de las cavidades de algunos productos, especialmente en quesos que son producidos a temperaturas muy altas, o bajo condiciones especiales en donde las texturas son expuestas a cambios de temperatura muy drásticos.  

Paso 4. Coagulación de la leche

Es el primero de los procesos industrializados que ocurren fuera de los confines del animal, y que son elaborados por las manos de los productores. Se presentan cuando la leche se mezcla con el cuajo obtenido del estómago del animal, de este proceso se obtienen dos productos: la leche cuajada, y el suero que mantendrá hidratado el productos después de ser empacado.

Paso 5. Desuerado

Un proceso crucial para la elaboración del queso, ya que el suero líquido se separa del producto cuajado para someterse posteriormente a diferentes tratamientos, entre ellos: el batido, el troceado, y el calentamiento de la masa.  

Paso 6. Moldeado y prensado

Un último exprimido antes de ser salado, donde el cuerpo del queso es presionado con prensas especiales que eliminan el suero líquido sobrante de la masa, antes de continuar con el proceso.  

Paso 7. Salación

Estamos llegando a la penúltima parte del recorrido. Aquí, el proceso se especializa en regular el crecimiento microbiano, o sea: evitar que microorganismos indeseables se apropien del cuerpo del queso. Además de potenciar el sabor y reforzar la firmeza de la corteza.

Paso 8. Maduración

La última etapa de este increíble proceso se realiza en cámaras especiales para controlar la temperatura de las camas de quesos, se detalla la cohesión en cada producto, así como su apariencia, su textura, el sabor, y por supuesto, el aroma. Este delicado proceso puede tardar varias semanas ya que es el factor que determinará al producto final, y es importante ser pacientes.

 

 

La cocina es un lugar donde pueden surgir grandes ideas, especialmente en temporadas como ésta. Por ello es importante saber cómo llevar a cabo las mejores mezclas de ingredientes para complacer los paladares de toda la familia, especialmente si se pretende darle la vuelta a aquellos platillos que se han tornado monótonos y aburridos. Con Président siempre existe la posibilidad de preparar recetas que hagan sinergia entre los platillos clásicos y los nuevos ordenes culinarios.

A continuación te decimos qué elementos, desde frutas secas y hierbas finas, hasta cereales, son los indicados para hacer del queso un alimento que siempre esté presente sobre la mesa, sin importar de qué tiempo se trate o cuál sea el menú del día.

El sabor de las frutas secas.

Este tipo de frutos deshidratados regularmente contienen un sabor ácido o semi amargo, por lo que son ideales para servirse con quesos menos salados, tal vez un queso Feta, un queso crema, o en todo caso con un queso Brie, según sea el caso. Otra de las características de esta pareja es que ambos elementos poseen diferentes tipos de vitaminas, por lo que al mezclarlos se consigue una fusión nutrimental importante, el queso por du parte aporta nutrientes de tipo A, mientras que las frutas secas nos aportan vitaminas de clase E. Por ello es muy común que los médicos recomienden este mix cuando se trata de una dieta saludable.  

Las hierbas de olor crean experiencias.

La experiencia al degustar quesos de por sí es riquísima, pero si a ésta se le agrega un aroma fresco puede resultar todo un acontecimiento culinario, pues además de que las hierbas de olor son ricas en nuetrientes, sobretodo en fibra, también le dan un toque llamativo al queso cuando se sirve sobre la mesa, razón por la que son ideales para presentar platillos como el Ratatouille, o el budín Azteca, ambas recetas te las presentamos anteriormente.

Con cereales.

Es todo un clásico agregar cereales o semillas al primer alimento del día, sin embargo se ha comprobado que esta clase de elementos son aptos para ingerir durante todo el día debido a su alto porcentaje de fibra e hidratos de carbono, lo que provoca una buen digestión y ligereza en la sangre, motivo por el cual es altamente recomendable combinarlos con alimentos de tipo animal, ya que ambos neutralizan sus propiedades y brindan una amalgama nutrimental que definitivamente no puede faltar en esta temporada, sobretodo si para las cenas navideñas estás contemplando los rellenos o las entradas de tipo gourmet.  

Pastas y quesos.

Como las pastas no hay dos, y es que son un alimento requerido para toda ocasión por la facilidad con la que pueden combinarse. Seguramente esta navidad no faltarán en tu menú platillos como el espagueti a la boloñesa con queso parmesano Président, o una pasta al centro acompañada de queso La Fondue Président. En definitiva un final de año no sabe a lo mismo sin este condimento tan importante que son las pastas.

Quesos y frutas frescas.

Para las entradas y los postres no hay nada mejor que las frutas frescas combinadas con queso, pero sin lugar a dudas hay platos fuertes que son altamente recomendables para mezclar este tipo de ingredientes. No por nada uno de los platillos más recurrentes durante la época decembrina es el pato a la naranja, un manjar que encuentra el punto medio entre la frescura de las naranjas y la alta temperatura del pato recién horneado. Esta clase de elementos, en su mayoría dulces, son idóneos para cuando se trata de innovar con recetas que están pensadas para despedir el año con toda la actitud.  

La biología está plagada de datos curiosos, temas de interés general que nos han ayudado a modificar algunos hábitos para mejorar nuestro paso por la Tierra. A partir de éstos hemos logrado descubrir que nuestro organismo requiere de ciertos alimentos que nos brindan la cantidad de grasas necesarias para resistir las diferentes temporadas climáticas, entre ellas el invierno, una época donde las temperaturas disminuyen y con ello los hábitos alimenticios se modifican.

Pensando en que la mayoría de los animales que viven en estados salvajes aumentan las cantidades de grasas que ingieren como alimento para soportar las bajas temperaturas, los humanos hemos adoptado estrategias que nos protegen del frío, por esta razón en los países que están más cercanos al Polo Norte y al Polo Sur las dietas para esta temporada son más ricas en grasas animales, esto con la intención de aumentar la grasa corporal y así prevenir enfermedades.

Las naciones ubicadas en el hemisferio norte que experimentan este tipo de estrategias son Alaska, Canadá, y el norte de los Estados Unidos, en el continente americano, mientras que en Europa, países como Suecia, Finlandia, Rusia y Noruega, son los que implementan esta clase de prevenciones alimentarias. Sin embargo el hemisferio Sur también sufre esta clase de fenómenos, por lo que países como Argentina, Chile y Uruguay, se ven forzados a incluir cantidades altas de calorías para protegerse contra los embates ambientales.

Por las razones antes descritas es que los productos derivados de animales, como los quesos, las mantequilla, entre otros, son tan recurrentes en las dietas decembrinas, puesto que además de ser alimentos exquisitos, también contienen los nutrientes necesarios para que el organismo resista las temperaturas menores a los diez grados centígrados.

Así que si de pronto te habías preguntado por qué algunos de los países antes mencionados registraba una mayor cantidad de quesos y mantequillas en sus dietas diarias, he aquí la respuesta: Se trata de una dinámica heredada a través de miles de años en donde la grasa de otros animales ha contribuido a nuestra permanencia sobre la faz de la Tierra, pues sin ella hubiera sido casi imposible pensar en nuestra evolución, y mucho menos en nuestra supervivencia pese a los cambios climáticos.

En Président continuaremos presentándote recetas que, además de ser un agasajo para el paladar, también proponen una manera de mantenerte cálido y en forma para que disfrutes esta temporada decembrina. No dejes pasar la oportunidad de probar algo nuevo.

 

A menudo las reuniones son un escaparate para mostrar a nuestros invitados todos nuestros logros, razón por la que lucirse en la cocina es fundamental para tener una charla amena, pero sobretodo una plática que sea aderezada con un sabor especial para la ocasión. Y si alguien sabe de esto, sin duda alguna, son los franceses, capaces de conquistar a cualquiera con el sabor de sus obras culinarias. En esta ocasión te presentamos una mezcla de ingredientes provenientes de México y Francia, dos naciones que sobre la mesa son una dupla deliciosa.

El Rondelé es de esos quesos que pueden salvarte de cualquier apuro. Su consistencia y sabor son aptos para acompañar platillos de alta gastronomía, así como entradas más sencillas, pero igual de exquisitas. En Président nos han dado ganas de explorar otras variantes del Rondelé Président, por ello hemos lanzado al mercado el nuevo Rondelé Gourmet Parmesano, un producto que mezcla el sabor de dos de nuestros quesos favoritos en un único formato. Para que tu experiencia sea más placentera, te diremos cómo preparar un platillo que volverá loco a tu paladar.

En el mundo de los quesos existen algunos protocolos que son inquebrantables. Por lo que no hay nada mejor que conocerlos y tener claro en qué momento y qué combinaciones son las óptimas para llevar el queso a la mesa. Por esta razón te compartiremos cómo es que hay que partir un queso, de qué manera acomodarlo sobre el plato, y hasta qué porciones son amables para la vista, recuerda que los quesos son todo un arte gastronómico.

Además te revelaremos los maridajes idóneos entre nuestro catálogo de quesos y algunos tipos de vinos, esto con el fin de que tus experiencias Président sean cada vez más placenteras.

¿Cómo se sirve un queso?

Hay una peculiaridad en la manera de servir un queso sobre un plato o charola, sobretodo cuando el queso se exhibe solo, sin ningún condimento o guarnición. Se trata de una regla numérica de números impares, o sea: 1, 3, 5, 7, 9, sucesivamente, esta estrategia causa un efecto visual que remite a estímulos como la tranquilidad y el orden, pero sobretodo crea una sensación de antojo.  

Maridajes perfectos.

Los quesos azules se asocian con tintos robustos, no demasiado tánicos, al igual que con los vinos de licor como el Sauternes, Vendimias tardías, PX, Oportos, Banylus, o el Maury.

Los quesos de cabra son ideales para acompañarse con vinos blancos o afrutados.

Por otro lado los quesos de pasta blanda y corteza enmohecida se pueden acompañar con vinos blancos con cierta acidez, o vinos tintos jóvenes ligeros y bastante frescos.

Mientras que los quesos de pasta prensada son el match perfecto para los vinos tintos de crianza ligera.

Los quesos de pasta cocida son ideales para ser acompañados con vinos blancos muy aromáticos y suaves, o en su defecto, vinos tintos ligeros y de poca acidez.

Como habrás notado, servir un queso es un ejercicio que requiere de conocimientos previos, por lo que en Président nos ocupamos por brindarte la información necesaria para enriquecer tus experiencias.

 

La temporada decembrina está más cerca que nunca, por lo que el catálogo de recetas Président se verá nutrido de toda clase de tips y recomendaciones para que salgas de los platillos convencionales, y explores nuevas posibilidades culinarias que dejarán cuadrados a cualquiera. En esta ocasión aprenderemos a preparar unos ricos rollitos de pollo rellenos de queso Brie Président y carnes frías al gratín, por lo que deberás de tener todo a la mano para que no se te vaya ni un solo detalle. Ésta es una de esas recetas que no en cualquier lado se pueden probar, pues es ideal para preparar en casa en una cena con los tus seres queridos.

A menudo nos encontramos con la disyuntiva de cómo se cortan ciertos quesos en ocasiones especiales, un caso muy común en fiestas o inauguraciones de arte donde queremos que todo salga a la perfección y el más mínimo error se puede convertir en una pesadilla, por lo que conocer los distintos tipos de cuchillos y sus funciones es fundamental, aunque a decir verdad hay momentos en los que hay que improvisar para salir bien librado de cualquier emergencia.

Es por esta razón que en Président hemos decidido elaborar un mini manual con la información más elemental acerca de los diferentes cuchillos y sus funciones, así como algunas posibles alternativas para que en ningún momento y bajo ninguna circunstancia te sientas en desventaja, al final de lo que se trata es de disfrutar un momento agradable saboreando la variedad de nuestros quesos, porque vida sólo hay una.

Cuchillo con punta curva y sin sierras

Hay ocasiones en las que los quesos más blandos pueden sufrir diferentes daños si se pretende untar o rebanar con algún instrumento cortante que cuente con sierras, por lo que hay que tener cuidado y utilizar uno de los cuchillos conocidos como curveados, ya que estos proporcionan un efecto sutil al momento de deslizarse con la textura de productos como el queso crema Président, o el Brie de meaux Président. Sin lugar a dudas este cuchillo puede ser un gran aliado si de quedar bien se trata.

Definitivamente para todo hay formas, y al tratarse de quesos hay que ser muy precavidos y distinguidos, puesto que el queso Président es todo un arte y hay que rebanarlo como tal.

 

© Lactalis President 2017-2020